A veces no me apetece decir.

27 Ene

Y otras veces  desaparezco.

Eso es lo hermoso de Internet. Lo hermoso de un blog: desaparecer. No estar más allí. Volver cuando una quiera. Dejar caer la intriga. ¿Estás enferma, estás triste, has salido de viaje, te han dejado, olvidaste la contraseña, ya no tienes nada que decir?

¿Cómo sabe una que tiene algo que decir en un blog? ¿Qué es lo que nos impulsa a escribir la siguiente entrada? Una fotografía. Unos versos que nos gustaron. Qué quiero decir. por qué lo digo.

No confío en quien nunca dijo “no tengo nada que decir”.

Anuncios

5 comentarios to “A veces no me apetece decir.”

  1. M Cinta Montagut enero 27, 2011 a 6:16 pm #

    Lo bueno de un blog es que puedes estar o no estar,que puedes explayarte o ser lacónica.
    Hay algo de presunción,unas gotas de vanidad, un poco de aires de exhibicionista en eso de escribir un blog.Pero si lo pensamos bien es como todo en la vida y la palabra es algo que nos atrae y a la vez nos ata.
    Espero que siempre tengamos cosas que decir.No me imagino callada y tampoco te imagino a ti

  2. Manuel Márquez enero 28, 2011 a 8:07 am #

    Interesante esa perspectiva tan “libertaria” sobre la opción de actualizar, o no, un blog, compa lunamiguel. Así es, si se trata de un blog personal, no profesional. ¿Motivaciones? Ciento y la madre, como blogueros hay en esta cibercorrala pululando; y cada cual, con la suya. Pero, en el fondo de todas, vanidad. Sin vanidad (como mínimo, la justita para entender que lo que uno escribe puede ser del interés o del gusto de alguien más que uno mismo), no se escribe. Supongo.

    Un abrazo y buen fin de semana.

    • isabel bono enero 28, 2011 a 9:58 am #

      hola comp,

      para mí escribir es un acto de soledad,
      mientras escribo jamás he pensado que “eso”
      vaya a leerlo nadie

      si lo pensara no me saldría una letra
      (hablo de poemas; los articulillos
      y la prosa son otro cantar, creo)

      es en el momento de publicar
      cuando comienza el festival de la vanidad

      el otro día leí en un suplemento
      a un montón de escritores
      explicando por qué escribían

      no me tragué paparruchas como
      “para que me quieran más”

      carlos fuentes respondía:
      “por qué respiro?”

      otra cosa son los blogs, claro
      los blogs sabes que van a leerlos
      ahí si hay ese punto exhibicionista-vanidoso
      (no sé si ixhibicionista se escribe así
      creo que el la primera vez que escribo esta palabra)

      en mi caso
      escribo como respiro
      (o para respirar mejor)
      publico por vanidad
      (sin darle más vueltas)

      no admitirlo no me haría mejor
      creo

      buen finde
      (que no llueva mañana que tengo una boda!)

      en el momento de

      • Rafael Muñoz Zayas enero 30, 2011 a 5:25 pm #

        Pues creo que Isabel anda tan sensata como siempre. Pienso que hay casi más motivos para no escribir que para escribir, pero siempre que escribo sobre el tema empleo mi máscara de escritor y dicto bastantes sandaces a ese otro yo que escribe porque sí, porque no sabe qué otra cosa hacer ni hacer otra cosa. Vanida hay, pero sobre todo aburrimiento. Si estuviéramos haciendo todo el día cosas infinitamente divertidas, os aseguro que no escribiríamos ni por error, bueno, salvo en el librocara, para que todo el mundo supiera lo divirtidos que estamos. ¿Ah? Pero, eso también me parece vanidad…

  3. A. Madariaga enero 31, 2011 a 11:09 am #

    Pelín simplona la reflexión, ¿no? desluce el blog, la verdad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: